Robin Williams en la película Mrs. Doubtfire cuidó a sus hijos de manera magistral al protegerlos de todo riesgo; de hecho, hizo hasta lo imposible para estar a su lado siempre. Si tú también quieres ser un padre ejemplar, toma en cuenta estos consejos sobre precaución y energía eléctrica:

  • Revisa que las instalaciones eléctricas estén en perfectas condiciones y que los cables estén colocados de manera adecuada.
  • Interrumpe completamente la electricidad cuando vayas a cambiar una lámpara o arreglar un enchufe o tomacorriente.
  • Desconecta el suministro eléctrico si vas a ausentarte durante mucho tiempo; así es como evitarás incendios por cortocircuitos.
  • Bajo ningún concepto toques algún artefacto eléctrico con las manos mojadas, y mucho menos sin utilizar zapatos.
  • Desenchufa los artefactos desde la ficha y no del cable.
  • Coloca tapas plásticas en los tomacorrientes para evitar que los niños sientan la curiosidad de introducir objetos en los enchufes.
  • Evita que estén cerca de equipos eléctricos, sobre todo si tienen las manos mojadas.
  • No permitas que los niños jueguen con enchufes o cables que vean tirados en el suelo, así como postes o torres de tensión. Recuerda que la electricidad puede producir quemaduras.
  • Instala un protector diferencial en casa para evitar que reciban descargas eléctricas.

 

Néstor Chayele

Sé prevenido y evita accidentes tanto en casa como en oficina